My Child Has... Article

My Child Has...

A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z

Type 1 Diabetes


¿Qué es la diabetes?

La diabetes tipo 1 es un trastorno del cuerpo que no permite fabricar la cantidad suficiente de una hormona que se llama insulina. La diabetes tipo 1 se llama también diabetes insulino dependiente, diabetes infantil o diabetes juvenil.

La diabetes tipo 1 en general comienza en la niñez o edad adulta temprana. Se trata con inyecciones de insulina. Con el tratamiento apropiado se puede controlar el nivel de azúcar en la sangre.

La diabetes tipo 1 no se debe confundir con la diabetes tipo 2, (diabetes sin dependencia de insulina). La gente que tiene diabetes tipo 2 todavía puede seguir produciendo la cantidad normal de insulina y se la trata de manera distinta. La diabetes tipo 2 se está volviendo más común en los niños de 10 a 18 años de edad. En general se relaciona con el sobrepeso.

¿Qué es la insulina?

La insulina es una hormona producida por un órgano en su cuerpo llamado páncreas. Cuando se digiere la comida, el cuerpo descompone gran parte de la misma en azúcares (glucosa). La sangre transporta el azúcar hasta las células del cuerpo para darles energía. La insulina ayuda a que el azúcar entre en las células y controla el nivel de azúcar en la sangre.

Cuando no hay insulina suficiente en el cuerpo, el nivel de azúcar en la sangre puede llegar a ser muy elevado. Cuando hay demasiada azúcar en el cuerpo, se pueden producir problemas serios. Si estos problemas no se tratan, pueden poner en peligro la vida.

¿Qué causa la diabetes tipo 1?

Cuando se tiene diabetes tipo 1, muchas células del páncreas se destruyen y éste sólo puede fabricar muy poca insulina. Muchas veces no se sabe por qué se destruyen las células del páncreas. Una posibilidad es que las células del páncreas sean destruidas por el propio sistema inmune del cuerpo. Además, la diabetes tiende a ser hereditaria.

¿Cómo se diagnostica?

Algunas de las señales deque su hijo puede tener diabetes son:

  • orina mucho (algunos hijos se orinan en la cama cuando antes no lo hacían)
  • toma mucho líquido
  • pierde peso.

Si cree que su hijo tiene diabetes, llame a su profesional médico. Si quiere hacer una prueba de diabetes en su casa, puede comprar un equipo de análisis de orina sencillo en la farmacia llamado Keto-Diastix. Keto-Diastix se puede usar para medir el nivel de azúcar y otros productos químicos (acetonas) en la orina de su hijo. Si el análisis de azúcar en la orina da positivo, llame al profesional médico de su hijo de inmediato.

Su profesional médico le hará uno o más análisis de azúcar en la sangre. Si los resultados no son completamente claros, es posible que le haga a su hijo una prueba oral de tolerancia a la glucosa. Para esta prueba le harán tomar una bebida azucarada y después le medirán el nivel de azúcar en la sangre durante 2 horas.

¿Cómo se trata?

  1. Educación y dieta.

    Cuando se diagnostica a un niño con diabetes, la familia tiene que aprender muchas cosas sobre la enfermedad. En general la educación se puede obtener en 2 ó 3 días en una clínica de diabetes de niños. Los profesionales médicos le enseñarán qué es la diabetes y cómo darle a su hijo las inyecciones con la cantidad apropiada de insulina. Aprenderá a medir el nivel de azúcar en la sangre y de acetona en la sangre o en la orina. Le enseñarán a tratar a su hijo cuando el nivel de azúcar en la sangre sea bajo y otros procedimientos para que se mantenga saludable.

    Un dietista le enseñará cómo alimentar a su hijo. Un niño con diabetes tiene que tener cuidado con los hidratos de carbono. Su hijo tendrá que planear sus comidas y bocadillos en forma consistente todos los días.

  2. Control de los niveles de azúcar en la sangre.

    La atención del niño en el hogar se basa en balancear la dieta, el ejercicio y el estrés con la dosis correcta de insulina. Los niños con diabetes tipo 1 tienen que recibir inyecciones de insulina. La dosis correcta de insulina no es siempre la misma. Se debe ajustar de acuerdo a lo que el niño coma y el nivel de azúcar en la sangre en el momento de darse la inyección. Si un niño recibe demasiada insulina, puede bajarle demasiado el nivel de azúcar en la sangre. De la misma manera que es importante prevenir un nivel muy alto de azúcar en la sangre, también es muy importante evitar que el nivel sea muy bajo.

    La mayoría de las familias usan un instrumento para medir el nivel de azúcar en la sangre del niño 3 ó 4 veces por día en el hogar. Después de que su hijo alcance de 7 a 10 años de edad, puede aprender a medirse solo el nivel de azúcar en la sangre. Las familias también pueden aprender a dar inyecciones de insulina. Los niños pueden aprender a darse sus propias inyecciones a partir de los 10 ó 11 años de edad. Al medir el nivel de azúcar en la sangre en su casa podrá ajustar mejor el tratamiento para controlar el nivel de azúcar en la sangre.

    Los niveles de azúcar en la sangre medidos después de que el niño no haya comido por lo menos por 8 horas (en ayunas), y 2 horas después de las comidas, se debe mantener dentro de los siguientes valores:

    • Niños menores de 5 años de edad: 100 a 200 mg/dL (5.5 a 11.1 mmol/L).
    • Niños entre 5 y 11 años de edad: 70 a 180 mg/dL (3.9 a 10.0 mmol/L).
    • Niños mayores de 12 años de edad: 70 a 150 mg/dL (3.9 a 8.3 mmol/L).
  3. Visitas de seguimiento con el profesional médico de su hijo.

    El profesional médico de su hijo le controlará el nivel total de azúcar en la sangre cada 3 meses por medio de una prueba llamada hemoglobina A1c (HbA1c). Si el HbA1c se encuentra en el nivel adecuado, se reducirá considerablemente el riesgo de que se produzcan problemas de la vista, los riñones y los nervios más adelante. Se recomiendan exámenes de la vista y pruebas del riñón para los niños mayores de 13 años de edad que hayan tenido diabetes por 3 años o más.

  4. Pruebas de acetona

    Cuando no hay suficiente insulina, las grasas se descomponen en acetonas. Las acetonas tienen propiedades ácidas que pueden causar una enfermedad muy grave llamada cetoacidosis. Es importante tener un método para medirse las cetonas en casa. Puede usar las tiras reactivas para medir la acetona en la orina (Ketostix o Keto-Diastix) o hacer un análisis de acetona en la sangre (Precision Xtra). Debe medirle el nivel de acetona a un niño diabético si éste se enferma (aunque vomite una sola vez) o si el nivel de azúcar en la sangre es muy alto (por ejemplo, por encima de 300 mg/dL ó 16.7 mmol/L).

  5. Examine a los restantes miembros de la familia

    Los demás miembros de la familia tienen un probabilidad de 1 en 20 (5%) de desarrollar diabetes. La medida de glucosa en la sangre no es muy útil porque este análisis no mostrará niveles altos de glucosa a menos que la persona ya tenga diabetes. Por suerte hay ahora una prueba llamada de "anticuerpos contra islotes pancreáticos (islet cell antibody)" que puede predecir la diabetes hasta 10 años antes de que una persona la contraiga. Es un análisis gratuito que se puede obtener a través del programa Diabetes Prevention Trial (Ensayo de Prevención de Diabetes - DPT-1). Llame al 1-800-425-8361 para obtener más información (en Denver, llame al 303-724-6745).

¿Cuándo debo llamar al profesional médico de mi hijo?

Llámelo inmediatamente si:

  • El análisis de orina de su hijo da un resultado de azúcar positivo y no fue diagnosticado aún con diabetes.
  • Su hijo tiene bajos niveles de azúcar en la sangre con frecuencia, sobre todo si se desmaya o tiene convulsiones.
  • El análisis de orina muestra niveles moderados o elevados de acetonas en la orina del niño, o una prueba de acetonas en sangre muestra un nivel mayor que 0.06 mmol/L.

Llame durante el horario de consultorio si:

  • Los análisis de azúcar en la sangre que hace en la casa están constantemente por encima del valor deseado para la edad del niño.
  • Los análisis de azúcar en la sangre que se hacen en la casa dan frecuentemente (1 ó 2 veces por día) un resultado menor que el recomendado para la edad de su niño.
  • Su hijo se enferma con otra enfermedad (por ejemplo, la gripe) que puede alterar la diabetes.
  • Si tiene alguna otra pregunta sobre la diabetes.

Para obtener más información:

Hay varios libros disponibles para familias que tienen un miembro con diabetes tipo 1:

  • “First Book for Learning about Diabetes” (Un Primer Libro Para Entender La Diabetes)
  • "Understanding Diabetes" ("Comprenda la diabetes")
  • "Understanding Insulin Pumps and Continuous Glucose Monitors" (Comprendiendo las bombas de insulina y los monitores continuos de glucosa)

Puede encargar los libros escribiendo o llamando a:

The Children's Diabetes Foundation
777 Grant Street, Suite 302
Denver, Colorado 80203
800-695-2873 o 303-863-1200

También puede encargarlo online en http://www.barbaradaviscenter.org


Escrito por H. Peter Chase, MD, Endocrinólogo Pediátrico.
Published by RelayHealth.
Last modified: 2011-02-04
Last reviewed: 2010-05-11

This content is reviewed periodically and is subject to change as new health information becomes available. The information is intended to inform and educate and is not a replacement for medical evaluation, advice, diagnosis or treatment by a health care professional.

Copyright © 1996-2014 The Children's Mercy Hospital