My Child Has... Article

My Child Has...

A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z

Dressing Problems: Teaching Dressing Skills


La mayoría de los niños son capaces de vestir a la edad de 4 o 5. Incluso antes de que su hijo puede vestirse solo, usted puede comenzar a enseñar las destrezas que su hijo necesitará. Vestirse ayuda a su niño a aprender a pensar lógicamente y sentirse independiente. También ayuda a mejorar las habilidades motoras.

  • Aliente a su hijo y alábelo cuando se trate de poner una prenda (aunque lo haga mal).
  • Comience con ropa simple. Los pantalones o faldas con cintura elástica, camisetas sueltas, o vestidos fácil de poner y de quitar con aberturas más grandes para los brazos son una buena manera de empezar.
  • Elija los calcetines con una tacones equipada.
  • Comience a enseñarle a vestirse. Por ejemplo, “Esta es la etiqueta, va para atrás”.
  • Más tarde, su hijo podrá demostrarle lo que aprendió. Hágalo en forma divertida y no se olvide de alabar todos los intentos de vestirse solo (no importa cuánto haya tenido que ayudarlo).
  • Deje que su hijo tome la iniciativa y gradualmente reduzca su ayuda a medida que mejore su capacidad para vestirse solo.

Después de que su hijo aprenda a vestirse sin su ayuda, puede alentarlo a que se vista en un lapso determinado de las siguientes maneras.

  • Establezca una rutina fija y sígala de la manera más consistente posible. Será más fácil si su hijo sabe qué espera de él. Por ejemplo:
    • Levantarse a la misma hora todos los días.
    • Ir al baño.
    • Vestirse.
    • Tomar el desayuno.
    • Lavarse los dientes.
    • Jugar o ir a la escuela.

Todos los niños se distraen por otras cosas cuando se están vistiendo (sus hermanos, juguetes o mascotas). Establezca reglas razonables para vestirse. Algunas reglas posibles son:

  • Su hijo se tiene que vestir en el cuarto.
  • No se puede encender el televisor.
  • Dará un aviso 5 minutos antes del desayuno para que su hijo esté vestido a tiempo.

Sea consistente. Si su hijo se niega a vestirse o tiene un berrinche, póngalo en penitencia.

Al principio, alabe a su hijo cuando adquiera las destrezas para vestirse solo. Una vez que se pueda vestir, no hace falta que lo siga alabando. Recíbalo con una amplia sonrisa y reconozca que llegó a la mesa del desayuno a tiempo.

En general su hijo tardará más en aprender a atarse los zapatos que a colocarse la ropa. Frecuentemente, a los niños les cuesta aprender a atarse los zapatos. Haga que su hijo se ponga los zapatos y áteselos usted hasta que su hijo le ofrezca ayuda y tenga la destreza suficiente en los dedos como para atarse los cordones.


Escrito por E. Christophersen, PhD, autor de "Pediatric Compliance: A Guide for the Primary Care Physician.".
Published by RelayHealth.
Last modified: 2010-08-09
Last reviewed: 2010-08-09

This content is reviewed periodically and is subject to change as new health information becomes available. The information is intended to inform and educate and is not a replacement for medical evaluation, advice, diagnosis or treatment by a health care professional.

Copyright © 1996-2014 The Children's Mercy Hospital